Qué es la dieta FODMAP y para quiénes es ideal

Descubre cómo la dieta FODMAP podría ayudarte y de qué manera iniciar con ella. 

¿Sabías que los carbohidratos fermentables pueden causar malestar intestinal, hinchazón, dolor y gases? El reducir el tipo de alimentos que los contiene, podría ayudarte con los problemas gastrointestinales.

Si bien acudir con el gastroenterólogo es la mejor idea antes de iniciar con esta dieta y consultar si la puedes seguir, la FODMAP es todo un reto a seguir. No hay como mantenerte sano eligiendo los alimentos que tu cuerpo tolera y los que no, es por ello que antes de iniciar con ella debes conocer los síntomas que te afectan de manera importante en tu calidad de vida y tomar las debidas precauciones.

Por supuesto, existen alteraciones que requieren un tratamiento integral más allá de la mera medicación y esta dieta es una forma de complementarla, si antes consultas con el especialista para seguirla o no.

La dieta FODMAP (acrónimo de Fermentable Oligosaccharides, Disaccharides, Monosaccharides and Polyols) ha tomado mucha fama entre las personas que desean mantenerse sanas. Esta se trata de una dieta baja en hidratos de carbono de cadena corta (HCCC) fermentables, creada hace más de diez años en Australia. La sigla responde en inglés a cada uno de esos hidratos de carbono: oligosacáridos, disacáridos, monosacáridos y polioles fermentables.

Debes saber que este tipo de carbohidratos se encuentran en menor o mayor cantidad en los lácteos (la lactosa es uno de ellos) y en alimentos vegetales como el trigo y otros cereales, las legumbres y algunas hortalizas y frutas.

La dieta baja en FODMAP puede ser efectiva para quienes tienen problemas de digestión y ha sido aceptada internacionalmente como estrategia dietética para adultos con síndrome de intestino irritable.

¿Qué son los HCCC y en qué afectan?

Los HCCC poseen tres propiedades funcionales que pueden agravar las molestias gastrointestinales:

  • Absorben líquido.
  • Incrementan la motilidad intestinal.
  • Son rápidamente fermentados por las bacterias digestivas con la consecuente producción de ácidos grasos de cadena corta (AGCC) y gases como dióxido de carbono, metano e hidrógeno.

Estas características no impiden que los efectos de los HCCC sean beneficiosos para la mayoría de las personas:

  • Modulan el sistema inmunitario
  • Reducen los niveles de colesterol y de triglicéridos
  • Facilitan la absorción de calcio
  • Estimulan el crecimiento de bacterias digestivas beneficiosas.

Por desgracia para muchas personas la respuesta de los HCCC resulta exagerada y suelen ser muy molestas para gente con ciertas enfermedades y sensibilidades, tales como distensión, gases, dolor, náuseas, estreñimiento o diarrea y más síntomas que se agudizan con ella.

Las dietas bajas en FODMAPS, deben realizarse sólo durante un tiempo limitado. Para hacerla bien y garantizar que no se deja de obtener ningún nutriente puede resultar muy útil el consejo de un profesional de la nutrición.

¿Para quién es buena la dieta baja en FODMAPS?

Ésta por lo general es recomendada para personas con síndrome de intestino irritable (SII) o con sensibilidad al gluten no celiaca. Y puede ser de ayuda también en enfermedades inflamatorias intestinales (colitis ulcerosa y enfermedad de Crohn) y otras con sintomatología gastrointestinal parecida.

El problema de base de todas estas alteraciones suele ser una malabsorción de nutrientes que puede generar:

  • Déficits vitamínicos.
  • Afecciones como hipersensibilidad intestinal por una mayor producción de gases.
  • Sobrecrecimiento bacteriano en el intestino delgado.
  • Una mayor producción de gases en el intestino grueso.

¿Cuánto tiempo podría llevar una dieta FODMAP?

Debes estar seguro que no es una dieta para largos plazos. El nutriólogo deberá determinar en todo sentido cuánto tiempo es necesario seguirla.

Las fases de la dieta baja en FODMAP:

  • Primera fase. Al principio se propone unadieta baja en FODMAP de dos a seis semanas, dando al paciente alternativas de alimentos bajos en FODMAP.
  • Segunda fase. Pasado este tiempo, se recomienda ir introduciendo los alimentos de un grupo de carbohidratos (por ejemplo, fructanos), de uno en uno y durante un periodo de tres días seguidos. Al cabo de tres días, se introduce otro alimento del mismo grupo, y así sucesivamente, observando la tolerancia y los síntomas asociados que vaya teniendo la persona.
  • Tercera y última fase. La persona que sigue la dieta FODMAP ha aprendido en este tiempo a conocer lo que tolera mejor y peor, y al final se le establece una dieta más abierta que la del principio, teniendo en cuenta alimentos altos en FODMAP que la persona tolera y acepta correctamente.

Debes tener claro que todo depende de la sensibilidad en función de la tolerancia individual de cada persona y al llevarla al pie de la letra, incluso algunos mejoran tanto  tus síntomas, que ya no es necesario llevar una dieta tan rigurosa por mças tiempo y comienzan a ver resultados.

En el caso de realizar una dieta baja en FODMAP estricta, no se debe superar las seis semanas. Si se mantiene a largo plazo, puede tener un impacto negativo en la microbiota intestinal y consecuencias perjudiciales para la salud, porque los FODMAP, como dijimos antes, cumplen también un papel beneficioso.

Si buscas información, puedes encontrarla en el App FODMAP APP, la cual se trata de una propuesta de la Universidad de Monash, en Australia, quienes son los que dieron a conocer esta dieta, con sus respectivas investigaciones científicas sobre sus efectos.

Por: Azenet Folch

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s