Receta: Quesos veganos para acompañar la cena de Año Nuevo 

Si de quesos veganos se trata, cualquier amante del régimen devorará la mesa entera en segundos con estas recomendaciones y recetas.

No te presiones en encontrar qué servir en tu mesa como entrada o canapé este festejo de fin de año, ya que cada vez son más las tiendas especializadas en comida vegana y sus quesos son una verdadera delicia.

De acuerdo a un estudio de la Universidad de Michigan, atribuyeron al consumo de queso un comportamiento similar a la adicción a algunas drogas. Durante la digestión de la caseína, una proteína presente en los lácteos y en concentración mayor en los quesos procesados y grasos, se liberan casomorfinas. Responsables de la sensación agradable y posiblemente de la adicción. Sin embargo los quesos sustitutos no fueron hechos con el fin de satisfacer a los veganos o a los intolerantes a la lactosa, sino con el fin de erradicar este comportamiento adictivo. 

El delicioso ingrediente en la cocina vegano, tiene sustituto en su base alguna grasa vegetal, con frecuencia aceite de coco o palma, que por supuesto lo convierten en un producto de consumo muy esporádico dentro de una dieta saludable, por la grasa refinada o grasa hidrogenada que contiene en exceso.

Una alternativa sana que nos acerca al delicioso sabor del queso, son los sustitutos al queso con base de frutos secos fermentados. Con un sabor ácido, no mediante saborizantes sino gracias a la fermentación de frutos secos, como anacardos o almendras, aportan el contenido graso para una consistencia cremosa, a los que se añaden fermentos o incluso hongos para hacer al producto irresistible con un  sabor muy parecido al de los lácteos. 

Ahora bien, en el caso de que no encuentres una tienda especializada, tenemos la solución a tus problemas con quesos hechos en casa con consistencia y sabor similares a los que tal vez ya conoces y sirven perfecto para hacer platos gratinados como pizzas y pastas.

Ingredientes

  • 250 gr de papa cocida.
  • 50 gr de anacardos o nueces de la india crudas.
  • 2 cucharadas de levadura nutricional.
  • 1 cucharada de zumo de limón.
  • Sal al gusto.
  • 2 cucharadas de aceite de oliva.
  • 250 ml de bebida de soja sin edulcorar.
  • Una pizca de pimienta blanca molida.

Preparación

  1. Pelar la papa y colocar todos los ingredientes juntos en la batidora.
  2. Triturar hasta conseguir una crema fina y suave. Si deseas una consistencia más ligera añadir 50 ml más de bebida de soja.
  3. Esta crema es ideal para usar sobre la pizza. Si no quieres usar anacardos o nueces de la india, se pueden sustituir por 100 gr de tofu natural o ahumado.
  4. Importante: se puede guardar en el refrigerador, pero recuerda que debes consumirlo en dos o tres días.

Rawmesano

Ingredientes

  • 70 gr de anacardos o nueces de la india crudas.
  • 5 cucharadas de levadura nutricional.
  • ¼ cucharadita de sal.

Elaboración

  1. Coloca los anacardos o nueces de la india crudas y secas en un procesador junto con la levadura nutricional y la sal.
  2. Tritura hasta conseguir un granulado no demasiado fino, similar a arena gruesa.
  3. Es un sustituto muy rápido, sencillo y a la vez muy nutritivo. Perfecto para usar en gratinados al horno ya que, aunque es evidente que no se funde, queda una superficie más crujiente y sabrosa cuando se usa sobre una bechamel. También se puede añadir en ensaladas o cremas y sopas.
  4. Se conserva en el refri sin problemas durante semanas guardado en un bote de cristal.

Untable fermentado tipo queso crema

Ingredientes

  • 150 gr de anacardos o nueces de la india crudas.
  • 70 ml de agua.
  • 1 cucharadita de probióticos en polvo (unas 5 cápsulas).
  • Sal al gusto.
  • 1 cucharadita de levadura nutricional.
  • 1 cucharada de zumo de limón.
  • Opcional: cebollino, eneldo, albahaca o cualquier otra hierba aromática fresca que te guste.

Elaboración

  1. Remoja los anacardos o nueces de la india crudas al menos dos horas en agua templada.
  2. Escurre bien los anacardos o nueces de la india y colócalos en la batidora.
  3. Añade los probióticos en polvo y a continuación el agua.
  4. Bate durante unos minutos hasta conseguir una mezcla fina y cremosa.
  5. Coloca la crema de anacardos en un bol y cubre con un paño limpio sujeto con una goma o dentro de un recipiente amplio con tapa para que la superficie no se reseque.
  6. Si la crema es muy líquida, puedes colocar una gasa dentro de un colador y en su interior la mezcla. Ata los extremos de la gasa y deja que escurra el exceso de líquido mientras fermenta.
  7. En unas 12 horas, la crema debería haber comenzado a fermentar. Su sabor y su olor deben ser ligeramente ácidos, pero no desagradables.
  8. Si deseas una crema más ácida y fuerte puedes dejar que fermente hasta 24 horas.
  9. Después de este tiempo, tendrás un untable de sabor similar al queso debido a la fermentación. Entonces es el momento de añadir los condimentos.
  10. Incorporar sal, zumo de limón y levadura nutricional, esto hará que quede bien sabroso.
  11. Para darle un toque más fresco puedes añadir eneldo, cebollino o albahaca picada.
  12. Guarda en un recipiente cerrado en el refrigerador.
  13. Conforme pasa el tiempo la fermentación continúa, aunque con el frío se ralentiza mucho. Puede conservarse en frigorífico durante bastantes días, una semana al menos si está bien cerrado.

Listo, coloca tu tabla con quesos o prepara unos deliciosos canapés y a cenar. 

Por: Azenet Folch

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s